HABILIDADES SOCIALES

¡Hola a todos otra vez!

Esta semana me gustaría hablaros sobre un tema que puede ser de gran utilidad para muchísimas personas y que no siempre se le da la importancia que merece.

 Es el tema de las HABILIDADES SOCIALES.

Todos nos hemos encontrado en situaciones en las que no sabíamos cómo responder ante una crítica, en situaciones en las que no hemos sabido aceptar un elogio o pedir un favor e, incluso seguramente nos habrá pasado alguna vez, encontrarnos en situaciones en las que se nos ha pedido un favor a nosotros y, aún no pudiendo realizarlo, hemos acabado por aceptar para “no quedar mal con el otro”, o “para que no se enfade conmigo”.

Pues bien, a partir de hoy queda PROHIBIDO no ser uno mismo y no tomar nuestras propias decisiones, valorando las consecuencias que nuestra conducta va a tener, ya sea sobre nosotros mismos o sobre el otro. Para ello, el entrenamiento en habilidades sociales es fundamental.

Para empezar, y tranquilizar a aquellos que piensan que nunca podrán cambiar “su manera de ser”, deciros que este tipo de habilidades se APRENDREN, así que siempre estamos a tiempo de incorporar en nuestro repertorio conductual, nuevas alternativas de conducta con el fin de conseguir una mayor satisfacción con nosotros mismos.

En segundo lugar, remarcar que la definición de habilidades sociales tiene en cuenta tanto a uno mismo como al otro, es decir, se trata de entrenar a la persona para que sea capaz de relacionarse con su ambiente de la manera más positiva posible y lograr los objetivos que desea, manteniendo su autoestima y sin dañar la de las personas que la rodean. Todos conocemos alguna persona, admirada por el resto, que se muestra siempre tolerante y que no hiere los sentimientos de nadie aunque expresa siempre lo que piensa de manera convincente, sensata y persuasiva, sin mostrarse autoritaria e indiferente delante las emociones o sentimientos de los otros. Estas conductas deseadas socialmente incluyen tanto el lenguaje verbal (lo que decimos, el tono de voz,…) como el lenguaje no verbal (mirada, sonrisa, distancia interpersonal, postura corporal, gestos,…), tan importante en la relación con el otro. El hecho de poder contar con estas habilidades evita la ansiedad en situaciones difíciles y nuevas, a la vez que facilita la comunicación emocional y la resolución de problemas.

Y, en tercer lugar, me gustaría especificar todos los beneficios que aporta el entrenamiento en habilidades sociales, que son los siguientes:

–          Permite resolver y minimizar conflictos.

–          Mejora las relaciones entre las personas.

–          Mejora la autoestima y el respeto hacia uno mismo.

–          Mejora  el respeto y la tolerancia hacia los otros.

–          Mejora la capacidad de empatía.

–          Permite conocer mejor nuestros sentimientos y nuestras emociones, a la vez que saberlos expresar.

–          Permite gestionar de manera óptima situaciones de conflicto.

Teniendo en cuenta todos los beneficios que aportan las habilidades sociales y el déficit o falta de conocimiento que muchos de nuestros alumnos muestran, desde nuestro centro hemos abierto la inscripción para un grupo de habilidades sociales, en el que se trabajarán todas aquellas aptitudes que influyen en la relación con los demás.

Si pensáis que os puede interesar este taller, no dudéis en contactar con nosotras para ampliar información, ya sea telefónicamente (93 584 69 44) o bien mediante nuestro correo electrónico (info@espaitalentum.com).

¡Hasta la próxima!

Joanna Arroyo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s